Medicina tradicional y educación bilingüe en Baja California

Enero 15, 2003 at

Por: Irma Luna Ortega

estudiantes-sm.jpg Si usted ha viajado a Tijuana alguna vez, seguramente ha mirado a los niños vendiendo dulces, a los vendedores ambulantes y hasta los limosneros. Sabemos que muchos salimos en busca del dichoso “sueño americano” (estadounidense) para mejorar nuestro futuro y el de nuestra familia, desgraciadamente la realidad es que la frontera ha sido causa de muerte para miles de personas, amén de que al sur de ésta se puede apreciar miseria y separación de familias.

Es deprimente hablar de estas cosas porque lo vemos en las noticias diariamente al igual que en los periódicos. Sin embargo, lo que no se escucha frecuentemente es sobre los logros positivos de nosotros los migrantes, es por ello que quiero compartir con EL TEQUIO el trabajo tan importante que realizan los campañeros de la colonia Valle Verde, Tijuana, Baja California. Cabe señalar que de verde no tiene absolutamente nada, aunque sí parece ser un valle pero muy marginado y aislado donde se encuentra un refugio. Allí habitan hermanos y hermanas indígenas de Guerrero y Oaxaca, a quienes conocí durante el viaje que hice en enero de este año por Oaxaca, Baja California y California (EEUU) con el Concilio de Liderazgo por un Mundo en Transformación. Dicho recorrido tuvo como finalidad que ellos conocieran y aprendieran del liderazgo que activa al Frente Indígena Oaxaqueño Binacional (FIOB).

Al recorrer este lugar escuchábamos a las familias platicando y saludando en su lengua indígena, también conocimos a una señora que es partera tradicional, ella nos platicó en su lengua, el Mixteco de Guerrero, que desde hace más de 20 años se dedica a atender a las mujeres embarazadas y a los bebés que tienen en sus vientres para que tengan un parto seguro. Este oficio lo aprendió de su abuela y dijo que nunca ha tenido problemas en este trabajo porque ninguna de las mujeres que atiende son operadas. Ella va a las casas particulares para hacer su trabajo, pero también recibe a las señoras en su pequeña casita. La desventaja de todo esto es que el trabajo de esta paisana y otras Médicas Tradicionales no es reconocido, además de que a los padres se les dificulta mucho registrar a sus bebés, por lo que hay muchos niños que no cuentan con una acta de nacimiento.

Nuestra hermana partera sólo cobra 300 pesos por sus eficientes servicios adquiridos durante 20 años de experiencia, sin embargo, no muy lejos de este lugar vive otra señora que sólo por tener todos los documentos apropiados para realizar el trabajo de partera, les cobra 1,200 pesos a veces por simplemente firmar un documento a los paisanos dando constancia del nacimiento de sus hijos para así cumplir con los burocráticos papeleos del gobierno. Ojalá que muy pronto se les reconozca a estas personas como Médicos Tradicionales porque son talentos discriminados en esta sociedad.

Cambiando un poco de tema, quiero compartir mis alegrías y el orgullo de ser oaxaqueña con ustedes. En el corazón de Valle Verde está la escuela “Ve’e Saa Kua” Casa de Enseñanza que es dirigida por Gonzalo Montiel, Director de esta escuela, quien es mixteco de Oaxaca. Al llegar a esta escuela todos los niños nos recibieron con un “buenos días” en coro y luego empezaron a cantar el Himno Nacional Mexicano y la Canción Mixteca en mixteco. Por esto sí se puede decir que es una‚institución bilingüe y no simplemente porque cantan en este idioma sino porque también allí se les enseña a los niños a valorar su cultura, su lengua, todo lo que tiene que ver con nuestras raíces. Los padres de familia a través del tequio han colaborado en la construcción de la escuela, ofreciéndoles así la oportunidad de aprender ya que estos niños y niñas son nuestro futuro.

Hay que apoyar a los estudiantes de “Ve’e Saa Kua”. Si usted se encuentra en Tijuana, visite la escuela mostrando su interés en este tipo de educación, tal vez es padre de familia un poco más afortunado y quiera ayudar con cosas tan sencillas como lápices, cuadernos, crayolas, lo que sea útil para la necesidad de un estudiante para su mejor educación.

estudiantes.jpg
Foto: Janet Fout, OVEC
Estudiantes del Fraccionamiento Valle Verde en Tijuana, Baja California.

irma.jpg
Foto: Janet Fout, OVEC
Irma Luna dirigiendo unas palabras a los estudiantes.

Leave a reply

required

required

optional